GALLETAS DE JENGIBRE

17.12.15

Receta fácil galletas de jengibre (Foto: Otro día Perfecto)

Receta fácil de galletas de jengibre. Galletas de Navidad.
Tenía muchas ganas de enseñaros esta receta de galletas de jengibre y canela porque, a dos pasos de la Navidad, os va a venir muy bien ya sea para regalar o para acompañar las meriendas y las sobremesas de las comidas y cenas que nos quedan por delante. Se conservan bien durante mucho tiempo por lo que se pueden hacer con bastante antelación.

Aunque en el "paso a paso" me extiendo un poco más ya que a mi me gusta explicaros las recetas con todos los detalles, realmente son muy fáciles de hacer y el resultado a nosotros en casa nos ha encantado. Quedan unas galletas muy crujientes con una textura agradable y con un sabor especiado muy delicado.

Un buen plan para estos días: hacerte con un montón de cortadores de galletas con la forma que más te guste y pasar una tarde haciendo galletas al ritmo de unos buenos villancicos. Además, es una actividad ideal para los niños.


INGREDIENTES:

-250 gr. de harina de trigo.
-150 gr. de mantequilla (a temperatura ambiente).
-100 gr. de azúcar moreno.
-5 gr. de bicarbonato.
-1 cucharadita de jengibre molido.
-1 cucharadita de canela molida.
-1 pizca de sal (si la mantequilla es con sal no es necesaria).
-1 huevo grande.
-Para decorar: chocolate, bolitas tipo lacasitos, o m&m, etc.

*Utensilios: rodillo, cortadores de galletas y papel de hornear.


Ingredientes galletas de jengibre


1. En un cuenco tamiza la harina, añade el azúcar, el bicarbonato, el jengibre, la canela y la pizca de sal. Y mezcla bien todos los ingredientes.


Tamizar harina y añadir ingredientes secos


2. A continuación añade en el cuenco el huevo batido y después la mantequilla que debe estar en punto pomada. Acuérdate de sacarla del frigo con mucho tiempo. Si ves que todavía está muy dura, dale unos segundos de microondas, pero que no se quede líquida. Y mezcla con la ayuda de una lengua.


Añadir el huevo y la mantequilla


3. Para mezclar bien lo mejor es amasarlo con las manos para que se junten bien todos los ingredientes.

Masa de galletas de jengibre


4. Ahora haz una bola con la masa, envuélvela en papel film y métela durante aproximadamente 1 hora en el frigorífico. La masa fría se trabaja mejor y se pega menos a la encimera y el rodillo.


Envolver masa con film


5. Un rato antes de sacar la masa del frigorífico, pon a precalentar el horno a unos 180º (calor arriba y abajo sin ventilador).


6. Y ahora viene lo divertido. Espolvorea la encimera con harina, divide la masa en varios trozos para que sea más fácil manipularla y estírala con el rodillo. Habría que dejar la masa con un grosor de unos 6mm aproximadamente, pero, no te agobies, no hay que tener tanta precisión.


Amasar con el rodillo


7. Ahora corta la masa con la ayuda de los cortadores de galleta, retira los bordes sobrantes y ve colocando las galletas sobre la bandeja del horno donde previamente habrás puesto un papel de hornear.


Cortar las galletas


8. Introduce la bandeja en el horno ya calentado. Deberán estar unos 15 min. aproximadamente. Las galletas más pequeñas necesitarán algo menos de tiempo. Lo ideal es que todas tengan un tamaño y grosor similar para que se hagan a la vez. ¡¡Ojo!! Los últimos minutos vigílalas para que no se quemen.


Bandeja de horno con papel de hornear


9. Pasado el tiempo sácalas del horno, espera un rato para que se enfríen un poco y se endurezcan y pásalas a una rejilla fría (la que viene en el horno te puede servir) para que terminen de enfriarse. No te asustes si al sacarlas del horno ves que las galletas están un poco blandas, cuando se enfríen quedarán crujientitas.


Galletas de jengibre recién sacadas del horno


10. Las galletas ya estarían listas para comer, pero vamos a darles un toque navideño. Para hacer las graciosas "galletas Rudolf" he calentado unas onzas de chocolate al baño maría, he metido el chocolate derretido en un "lápiz de silicona" y, con mucho cuidado, he pintado los ojitos y las astas. Como nariz he utilizado unos m&m (también puedes utilizar lacasitos, o cualquier gominola que te apetezca). Para pegar la nariz, utiliza el mismo chocolate derretido. Una vez que se enfríe quedará bien pegada... Si la primera galleta Rudolf no te sale, ¡¡cómetela!! que está igual de buena y sigue intentándolo ;)


Galletas de jengibre y canela


MÁS COSILLAS:

-Para que al cortar la masa no se quede pegada a los moldes, enharina el molde cada vez que vayas a cortar una.

-Si al coger las galletas de la encimera notas que se quedan pegadas, ayúdate con un cuchillo o espatula para levantarlas. Como en el punto anterior, te ayudará que espolvorees un poco de harina sobre el filo. Si la masa se te empieza a quedar pegada será porque se ha atemperado, lo mejor entonces es que la vuelvas a meter un rato en el frigorífico.

-Además de jengibre y canela, si te gustan las galletas muy especiadas, puedes añadir otras especias como clavo o nuez moscada molidos.

-Si no quieres ensuciar mucho la encimera, puedes cubrirla con trozo de papel de hornear y amasar sobre él. Y si tampoco quieres ensuciar el rodillo, cubre la masa con otra hoja y pasa el rodillo sobre ella.

-También puedes decorar simplemente espolvoreando por encima azúcar glass, o bañándolas en chocolate (enteras o la mitad), con glasa, etc. Pero están tan buenas tal cual que si no quieres complicarte, no es necesario decorarlas.

-Si te aficionas a las galletas, existen rodillos de medida con el que se puede conseguir que todas las galletas salgan del mismo grosor.

-Para conservar las galletas lo ideal es hacerlo como las "galletas danesas": en latas. Pon una hoja de papel de hornear entre galleta y galleta. Se conservarán durante dos meses aproximadamente.



¿SABÍAS QUE...?

Las galletas maría llevan el nombre de una Duquesa. En 1874, Peack Freans, afamado pastelero inglés, creó una sencilla galleta que bautizó con el nombre de María como homenaje a la Gran Duquesa María Alexandrovna de Rusia por su enlace con el Duque de Edimburgo Alfredo de Sajonia-Coburgo-Gotha (cuarto hijo de la Reina Victoria).
Fue introducida en España en el siglo XX por la marca Artiach y fue en la Guerra Civil donde adquirió un gran reconocimiento y se convirtió en un símbolo de recuperación económica.
(Fuente: gastronomiaycuriosidades.blogspot.com).


¿Sabías que las galletas maría...?


otrodiaperfecto12@gmail.com






18 comentarios:

  1. Buenísimas! Y te han quedado preciosas! Una suerte tenerte al lado ;) Este años me toca hacer cestas y tengo varias opciones que ya he hecho, y quería hacer unas galletas navideñas también! Me viene de lujo esta receta! Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Elena. Verás qué ricas salen ;)
      Un beso grande!!

      Eliminar
  2. Querida amiga, has hecho las autenticas galletitas de navidad, y te han quedado preciosas, me han encantado, me ha gustado mucho leer la historia de la galleta maria, no la sabia. Mil besicos tesoro

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro mucho que te haya gustado, María :)
      Gracias por tu cariñoso comentario.
      Un besote!!

      Eliminar
  3. Aissss pero que cositas!!!
    Me encantan los RENOS, y estas GALLETITAS tuyas, están para comérselas, y nunca mejor dicho, jaja.
    UNA CUCADITA LARA, me encantan, y desde luego son un detalle precioso y artesano para regalar en estos días.
    UN BESO TESORO Y UN ABRAZO ENORME DE NAVIDAD!!!
    Conxita

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi me ha encantado el resultado y quedan, como bien dices, muy cucas :)
      Un besito Conxita!!

      Eliminar
  4. Guardame algunas para probar esta navidades.
    Un beso

    ResponderEliminar
  5. Me encantan estas ricas galletitas que has preparado. Aparte de ricas que monas te han quedado. Llevan jengibre que este año lo he probado y me encanta.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias!! Sí, el jengibre le da un toque especial. Quedan muy ricas.
      Un besito guapa!!

      Eliminar
  6. Estas galletas te han quedado perfectas. Me suenan a galletas nórdicas. Me voy a guardar la receta para hacerlas.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, muy nórdicas :) Pero de sabor más suave. Quizá las "nórdicas" son más potentes de sabor. Deben de llevar más cantidad de jengibre u otras especias.
      Un beso grande!!

      Eliminar
  7. Lara que preciosidad de galletas, me encantan las de jengibre y canela, son dos especias que adoro, a ti te han quedado perfectas!!!!!Ahhhh!! deseo que pases unas Felices Navidades junto a la familia y que el año entrante venga cargado de todo lo bueno que queremos para todos. Besitos reina.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mil gracias, Juani. Yo también te deseo unas muy felices fiestas y un feliz año nuevo.
      Un beso grande!!

      Eliminar
  8. Quedan preciosas y si encima están buenas mejor que mejor!!! Me dejarán probarlas? ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te dejaré probarlas, pero habrá que hacer más, han volado.. jaja :)

      Eliminar
  9. ¡Oooohhhhhhh! Me han llegado al alma las caritas de esos renos, es que hasta da pena comerselos, ¿no? Jejeje.... ¡Me han encantado! Nada que ver con las sosainas que hago yo, me salen muy ricas,si, pero no son tan preciosísimas como las tuyas. Muchas gracias Lara. Un besote gordo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, cuando pruebes el reno, se te quitarán la pena de hincarles el diente ;)
      Un beso muy grande Noni.

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...